Un reloj de pared, protagonista de los premios Red Dot 2020

Aunque se trata de unos galardones a los que se accede previo pago –se estima sobre los 5.000 dólares por candidatura– y eso resta credibilidad a la convocatoria, los premios Red Dot de diseño se han convertido en una cita global para el diseño de consumo en el que desde hace unos años también entra la relojería. En esta ocasión uno de los galardones principales ha ido a manos de QlockTwo, una firma alemana especializada en relojes de pared fuera de los cánones habituales.

La principal característica de estos guardatiempos de diseño cuadrado es que la indicación de la hora se hace mediante caracteres; es decir, palabras en lugar de los habituales números digitales.

En nuestro país el distribuidor de esta amplia familia de relojes —que incluso ya cuenta con un reloj de pulsera— es el grupo Berma Time y en esta ocasión el modelo galardonado es el Touch Pure, que cuenta con función de alarma con control táctil y se puede configurar mediante botones o el teléfono móvil.

Para más información consultar artículo original